Crítica: La Bella y la Bestia

Resultado de imagen de la bella y la bestia

Bueno, por todos es sabido el exitazo que está siendo en taquilla el remake en acción real del clásico de Disney, La Bella y la Bestia. El éxito le viene de antes de llegar a las salas, Disney es prácticamente una garantía de éxito, así como el debut de Emma Watson como protagonista. Se trata, además, de la adaptación en acción real en la que Disney respeta el formato principal. Ahora bien, ¿es tan fiero el león como lo pintan?

Hagamos un repaso parte a parte. Pensemos en la historia. En principio mantiene la historia principal, supuestamente solventando agujeros de guion y profundizando en el pasado de Bella. Esto puede verse en la explicación que se da de por qué nieva en junio en los alrededores del castillo (lo achacan a la magia) no obstante -alerta minispoiler en la próxima línea- cuando el padre de Bella muestra el camino a Gastón no continúa nevando… luego, ¿se respeta realmente esta nueva regla?

Otra cuestión es el pasado de Bella, sí es cierto que la propuesta que hace la película invita a profundizar tanto en el padre de Bella como en la madre, sin embargo, queda relevado a un nivel anecdótico que no lleva realmente a ninguna parte.

Respecto a la dirección, pese a que sí es cierto que de vez en cuando tiene alguna propuesta interesante (sobretodo relacionada con la introducción de algún escorzo o algún punto de vista distinto) sí que es cierto que le da un aire demasiado teatral a muchas de las escenas con diálogos, perdiendo parte del dramatismo de la acción, e incluso de la propia interpretación de los personajes.

¿Actuación? Emma Watson tiende a ser un valor seguro, no obstante, atrevería a decir que no se trata de su mejor papel. Pues los registros a los que recurre con este personaje, en concreto, son escasos y, en ocasiones, insulsos. Por otra parte, los números musicales, si bien en general son correctos, -incluso están a la altura de la original- tienen momentos en los que se les va de las manos (véase la famosa escena de la cena, el tema Qué festín y el bombo que le dan a Broadway durante el desarrollo de la escena)

En definitiva, la Bella y la Bestia rescata muchos de los valores de la película original, y sabe jugar con la nostalgia de los que relacionamos la película con nuestra infancia. No obstante, las comparaciones son odiosas, y aunque es probablemente mejor que otras adaptaciones que Disney ha estado haciendo últimamente, tiene tanto luces, como sombras.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s